domingo, 20 de septiembre de 2009

Mordazas...

Ante la sociedad... todos tenemos mordazas...

El miedo de plasmar nuestro propio pensamiento ante el mundo, el miedo de la soledad, el miedo de que la inconformidad no sea total, el miedo de ser excluido, el miedo de parecer demasiado diferente, el miedo de luchar...

Ante nuestros ojos ocurren miles de injusticias y prejuicios. Algunos pasan por alto el hecho de que es nuestra responsabilidad que el mundo funcione. Otros lo expresan y lo manifiestan. Pero todos tienen miedo de hacer lo incorrecto.

¿Por qué es tan difícil decir lo que pensamos? La inseguridad en uno mismo hace que seamos providentes ante nuestros actos.

Yo estoy cansada de tener que callarme y de ocultar que hay problemas, de proclamar eufemismos y esconder lo evidente, de creer que estando al margen alguién lo arreglará, de pensar que no será pertinaz.

Es difícil arrancar esta mordaza ante una raíz tan fuerte y tan antigua, pero conseguiré quitármela.